Made in Madagascar significa que los productos están pensados, creados y confeccionados por manos de artesanos en Madagascar y que se venden según un proceso de comercio justo que ayuda la población de Madagascar con proyectos finalizados a tener trabajo durante todo el año.